Share on Pinterest
Compartir con un amigo










Enviar
Looking for Something?
Menu

La belleza real todavía no es real

belleza (1)

Por Deniss Villalobos:

El mundo no necesita otro post sobre belleza real pero eso es lo que voy a escribir, porque últimamente me he encontrado con tantas campañas que intentan reivindicar la belleza de las mujeres de una manera tan engañosa y mandona, que me gustaría decir algo al respecto.

Empezaré hablando de las campañas de Dove que en algún momento nos emocionaron tanto. Mi favorita es la de los bocetos: varias mujeres entran a una sala en la que una persona que no puede verlas hará un retrato de ellas basado exclusivamente en la descripción que ellas hagan de sí mismas mientras quien dibuja les hace algunas preguntas. Después, el mismo artista hará nuevos retratos de las mismas mujeres, pero ahora basado en la descripción que alguien más (un amigo, pareja o familiar) haga de ellas. Cuando se muestran los retratos a las participantes su reacción es conmovedora. Podemos ver en sus rostros que, por primera vez, se dan cuenta de que se perciben físicamente de una manera negativa, cuando las personas que las rodean ven a mujeres hermosas en las que importa más una sonrisa o un lindo gesto que los defectos que puedan tener.

Pero los intentos de Dove por hacer que las mujeres nos sintamos mejor con nuestro físico no han sido siempre un acierto. La última campaña que pude ver de la marca se trataba de algo así: colocaron letreros encima de dos entradas a un edificio en diferentes ciudades del mundo. Uno de los letreros decía “bonita” y el otro “normal”, así que las mujeres que entraban al lugar debían elegir una de las puertas y así, según Dove, también definían la forma en la que se perciben a sí mismas. De una campaña a otra pasamos de una descripción completa que las mujeres hacían de sí mismas, a tener que elegir entre dos etiquetas tramposas, sin importar que una de ellas pueda ser positiva.

¿No los intentos por reivindicar la belleza deberían también tomar en cuenta que no tenemos que sentirnos hermosas todo el tiempo? Si estamos muy lejos de un mundo que no necesite de estas campañas, entonces me gustaría que nos dijeran que está bien no pensar que somos hermosísimas todo el tiempo; que dejen de decirnos que nos sintamos bonitas y hablen de por qué no nos sentimos bonitas. Eso sería mucho más realista que dividir al mundo entre cisnes y patitos feos, porque creo que en el mundo real, fuera de lo que esas marcas nos muestran, la mayor parte de las mujeres saltamos, en mayor o menor medida, de una idea a otra en relación a nuestra apariencia, pasando mucho tiempo en los lugares intermedios que caben entre las etiquetas “bonita” y “fea”.

Por otro lado, están las campañas que giran en torno a fotografías o videos de mujeres con tipos de cuerpo distintos entre sí, y que tienen como fin mostrar que sin importar el peso o el color, todas las mujeres somos bellas. Un ejemplo de esto es la campaña I’m No Angel de Lane Bryant que se volvió viral hace unos meses. Me llama la atención cuando veo este tipo de campañas encontrarme a mujeres con sobrepeso y obesidad que siguen teniendo la misma piel perfecta y rasgos que tienen las modelos que se muestran en las revistas o pasarelas que promueven estereotipos de belleza inalcanzables, contra los que se supone que están estas campañas de reivindicación. Mujeres que siguen siendo sexualizadas, que siguen teniendo ojos azules, pelo hermoso y brillante, pechos perfectos y sonrisas con dientes de comercial de dentífrico.

En estas campañas, la palabra “real”, según entiendo, se usa para hablar de las mujeres que vemos todos los días en la calle: nuestras madres, abuelas, maestras, compañeras de trabajo, primas, amigas y nosotras mismas, no para sugerir que las mujeres delgadísimas son irreales. En esas fotografías casi siempre hay una mujer asiática, una negra, una latina, una pelirroja y una rubia para que se cumpla la cuota de colores. Hay una muy delgada, una atlética, una con caderas grandes, una con grasa en el abdomen y senos protuberantes, una muy curvy y alta y otra con obesidad. Esos tamaños y colores están bien: era necesario que la televisión, las pasarelas y las revistas dejasen de ser medios exclusivos para mujeres de menos de 50 kilos y más 1.70 de estatura, no porque el mundo tenga algo contra ellas, sino porque lo que representan es muchas veces dañino, aunque existan excepciones de modelos que no se matan de hambre y de mujeres delgadas que también sufren burlas o acoso.

Pero entonces, ¿dónde está lo “real” en esas campañas? Parece, viendo varias de ellas, que solo cambiaron el color y el tamaño de las modelos de Victoria’s Secret, y si le mostramos las imágenes a las mujeres de nuestra familia o la colonia en la que vivimos (estemos en México o en la India) probablemente la gran mayoría se sientan tan lejos de ellas como de Cara Delevingne o Frida Gustavsson. Citando a Virginia Lemus: más que belleza real, estas campañas son una muestra de un estándar mínimo común de lo que se considera comerciable.

Tal vez el día en que las campañas muestren a mujeres con estrías, celulitis, cicatrices, vello o pechos asimétricos, entre otros “defectos” que hoy en día siguen sin formar parte de lo que la publicidad y la industria de la moda nos dan permiso de considerar bello, llegaremos a esa reivindicación que algunas marcas pretenden lograr ahora a base de regaños y más estereotipos; un día en que estas campañas, además de ser comerciales bonitos que nos hagan llorar y tengan como único fin vender más, se conviertan también en programas que ayuden a crear un cambio significativo en la forma en que nos percibimos no solo diciéndonos que debemos sentirnos de tal forma, sino también analizando y exponiendo las razones por las que muchas mujeres nos podemos llegar a sentir tan mal al vernos frente al espejo.

El laberinto de la imposibilidad

pobreza

Por Frank Lozano:

A veces imagino al país como un laberinto de la imposibilidad en el que entramos para desdoblar lo peor de nosotros. Una nación maldita y rota que nunca ha sido dueña de su destino. Un territorio que no está habitado, que más bien parece invadido por sus propios habitantes. Veo a México como el membrete que les sirve a muchos para saquear y pervertir lo que hay adentro de él. La farsa, la simulación y el oportunismo ondean por doquier. Seguir leyendo

Piojo por piojo, liendre por liendre

during the 2014 FIFA World Cup Brazil Group A match between Croatia and Mexico at Arena Pernambuco on June 23, 2014 in Recife, Brazil.

Por Oscar E. Gastélum:

“Llamamos espíritu libre al que piensa de otro modo al que pudiera esperarse de su origen, de sus relaciones, de su situación y de su empleo o de las opiniones reinantes en su tiempo. El espíritu libre es la excepción, los espíritus siervos son la regla; estos le reprochan que sus libres principios deben ocultar un mal de origen, o bien conducir a acciones libres que no se concilian con la moral establecida.”

 Friedrich Nietzsche

Qué poco le duró el gusto a los porristas oficiosos de la “selección nacional”, esos abyectos defensores de lo indefendible, patéticos propagadores del chovinismo más ridículo y vulgar, hipócritas voceros de un optimismo hueco e injustificado, obtusos consumidores, sin memoria o amor propio, de un producto basura producido con bajísimos estándares de calidad. Seguir leyendo

Oficios imaginarios

Nubes juristas grande

Por Adriana Med:

Mi padre una vez me dijo que todos los oficios son importantes. Que un barrendero es tan necesario como un médico pues cada uno a su manera le aporta algo a la sociedad.

He pensado que hay oficios que no existen pero deberían. Me gustaría dedicarme a uno de ellos. Son imprescindibles aunque nadie se dé cuenta y requieren de una profunda vocación. Seguir leyendo

Mi abuelita leyó Los juegos del hambre

(null)

Por Alejandra Eme Vázquez:

Entre mis recuerdos más preciados se encuentra ver a mis dos abuelos maternos leyendo muy entretenidos en la sala de su casa de la colonia Doctores. Antonio gustaba mucho de los libros sobre historia de México y comentaba emocionado sus hallazgos, mientras María de los Ángeles (María, Ángela, Angelita) leía más narrativa, pero casi siempre terminaban leyendo lo mismo porque lo intercambiaban. Por eso educaron hijos lectores y mi generación se vio ampliamente beneficiada con ello. De eso platiqué con María, Ángela, Angelita, a quien entrevisté justamente el día del segundo aniversario luctuoso de mi abuelo, fallecido el 23 de julio de 2013, mientras preparábamos todo para la merienda in memoriam que organizó la familia. Seguir leyendo

Kintsugi

k (1)

Por Deniss Villalobos:

Los solitarios somos personas rotas a las que les gusta jugar con sus piezas.

Merlina Acevedo

I

De niña, cuando me quedaba sola, me gustaba abrir la puerta de cristal de una alacena que mi abuela tiene en su casa y curiosear todo lo que había ahí. Recuerdo especialmente dos cosas: un elefante gris, el más pequeño de un juego de tres, que iba agarrado a la cola de su madre y ésta a su vez agarrada a la cola del esposo elefante. La figura pequeña era mi favorita porque tenía una de las patas quebradas. Era un gran misterio para mí observar a ese elefante que, a pesar de no tener la mitad de una pata, estaba siempre de pie. Me angustiaba que los elefantes nunca pudieran llegar a casa porque el más pequeño estaba roto. Mi otro objeto favorito de aquella alacena era una taza pintada con flores rosas, la típica taza que imaginas cuando hablamos de té y abuelitas. Seguir leyendo

¿Y el Estado y la Sociedad?

estado mexicano

Por Frank Lozano:

Desde el evento de Ayotzinapa a la fecha, da la impresión de que el gobierno federal está rebasado y desfondado. Son muchos los frentes que se abren y, al parecer, muy reducida la capacidad del presidente y su equipo para hacerles frente.

Aunque disminuido, el movimiento por los 43 estudiantes se mantiene activo y visible. Este movimiento seguirá a Peña Nieto de por vida. Sin duda, se trata de la herida nacional más dolorosa después del 68. Seguir leyendo

El Chapo Superstar

FILE - In this June 10, 1993 file photo, Mexican drug lord Joaquin "El Chapo" Guzman is shown to the press at the Almoloya de Juarez, a high security prison on the outskirts of Mexico City. A senior U.S. law enforcement official said Saturday, Feb. 22, 2014 that Guzman, the head of Mexico’s Sinaloa Cartel, was captured alive overnight in the beach resort town of Mazatlan. Guzman faces multiple federal drug trafficking indictments in the U.S. and is on the Drug Enforcement Administration’s most-wanted list. (AP Photo/Damian Dovarganes, File) ORG XMIT: XLAT118

Por Oscar E. Gastélum:

“The instructive image is from Dante’s Inferno, Canto XXV. We are in a pouch of the Eighth Circle, where the thieves reside. A typical transaction occurs between a thief and one of Hell’s manifestations, in this case a monstrous six-legged lizard-like creature who leaps onto a thief, wraps its middle feet around his belly, pins his two arms with its forelegs, and, wrapping its rear feet around his knees, swings its tail up between his legs and sinks its teeth into his face. And so intertwined, monster and thief, they begin to melt into one another like hot wax, their two heads joining, their substances merging, until a new third creature is created though somehow redolent of both of them. And it slowly slithers away into the darkness.”

L. Doctorow (1931 – 2015)

Entre el caudal de reacciones provocadas por la inaudita “fuga” de Joaquín “El Chapo” Guzmán del “penal” de “alta” “seguridad” del Altiplano la semana pasada, pocos fenómenos resultan tan desconcertantes para un observador externo e imparcial como la simpatía, e incluso admiración, que despierta el peligroso y poderosísimo capo en un amplio sector de la sociedad mexicana. Seguir leyendo

Sororidad

Sororidad (1)

Por Alejandra Eme Vázquez:

Vine a Querétaro porque me dijeron que aquí era el Festival de Joven Dramaturgia. Mi sororidad me lo dijo. No había nada que se pudiera hacer para que yo faltara a esta cita: se trataba del encuentro donde montan lecturas dramatizadas de textos seleccionados entre las voces jóvenes más sobresalientes de la dramaturgia nacional, y el jueves 16 de julio se presentaba Mitad tú, mitad yo de Jimena Eme Vázquez. Jimena, la que lloró una hora completa por su globo rojo perdido a los tres años. Seguir leyendo